Sony ha revelado al mundo que se guardaba un monstruo bajo la manga. No ha sido con la luz de las candilejas habituales y se han prescindido de galas en grandes auditorios. Las circunstancias obligan. Con una presentación que ha mantenido en todo momento un perfil muy bajo, probablemente como muestra de respeto por el estado general motivado por la pandemia de coronavirus, Mark Cerny, máximo responsable de la arquitectura de PS5, ha desvelado los detalles técnicos de la consola de próxima generación.


Destaca un nuevo SSD que se traduce en cargas más rápidas, compatibilidad con versiones anteriores, GPU y CPU mucho más potentes. El SSD podrá leer, al menos, 5 GB/s y tendrá una carga de contenido prácticamente instantánea. No habrá pantallas de carga o recarga, anunciando la llegada de juegos realmente rápidos. 

Contará con un 1TB de almacenamiento, de los cuales 825 GB se traducirán en espacio disponible para instalar juegos y aplicaciones. La consola también contará con un reproductor de Blu-Ray 4K, ranura SSD para expansión de almacenamiento y compatibilidad con HD externos. Su CPU acumulará ocho núcleos Zen 2 de 3.5 GHz y la GPU contará con 10.28 TFLOP y 36 CU a 2.23 GHz. 



Especificaciones: 

*CPU 8 núcleos Zen 2 a 3.5GHz (frecuencia variable) 8 núcleos Jaguar a 1.6GHz
*GPU 10.28 TFLOPs, 36 CUs a 2,23GHz (frecuencia variable) 1.84 TFLOPs, 18 CUs a 800MHz
*Arquitectura GPU RDNA 2 personalizada GCN personalizada
*Memoria/Interfaz 16GB GDDR6/256-bit 8GB GDDR5/256-bit -Ancho de banda de memoria 448GB/s 176GB/s
*Almacenamiento interno Unidad SSD con 825GB 500GB HDD
*Rendimiento IO 5.5GB/s (bruto), 8-9GB/s de media (comprimido)
*Almacenamiento expandible NVMe SSD Slot HDD interno reemplazable
*Almacenamiento externo Soporte USB HDD Soporte USB HDD -Unidad óptica 4K UHD Blu-ray Drive Blu-ray Drive
*Lector de discos ópticos: 4K UHD Blu-ray 


La PlayStation apuesta en esta oportunidad por una CPU Zen2 de AMD con 8 núcleos y 16 hilos a una frecuencia de 3,5GHz. En lo que se refiere a la GPU, se ha apostado por una AMD RDNA 2 a 2,23 GHZ y 10,28 teraflops de cálculo computacional. Todo ha sido dispuesto para crear una plataforma que sorprenda por la espectacularidad de sus gráficos, pero también, Mark Cerny asegura que "no habrá tiempos de carga" gracias a la incorporación del disco SSD, que ha sido "una de las opciones más solicitadas por los desarrolladores". 

Desde Sony destacan las opciones que tendrán los desarrolladores para hacer uso de toda esta potencia, con una frecuencia variable que dará libertad para exprimir el potencial de la consola del modo que crean más oportuno.

Publicar un Comentario

Artículo Anterior Artículo Siguiente